Arden los sueños junto a los árboles

in #spanish2 months ago

A veces tienes la sensación, cuando el mundo está que arde, de que se te queman los sueños habidos y, lo que es peor, por haber…

image.png
Fuego en el monte

Entonces, como tantas veces, la portada de un periódico Tte parece el resumen de lo que te ocurre el día en que estás viviendo. Y también te quema.
Aunque no sea del todo verdad, ya que hay muchas noticias que no salen en el periódico y muchas noticias de cualquier periódico que no lo son.
El periódico suele empezar por los titulares de la política y continúa con los números del coronavirus, tan indigeribles, una costumbre de innecesaria aritmética que se vuelve geométrica en la confusión cotidiana. En mitad de los incendios forestales y turísticos (como el de Estepona, en la Costa del Sol, por fortuna ya controlado), también la política anda incendiándolo todo, en vez de enfriarlo:
Que si las disensiones entre los partidos del Gobierno por pactar con otro partido, que si alguna comunidad vuelve a hacer su recuento restándolo del resto aunque sume casi más contagios que los demás, que si la culpa siempre es del otro y que si el otro me echa a mí siempre las culpas…

image.png
Gobierno de coalición: Sánchez / Iglesias

En esos mismos periódicos o sumario de informativos de televisión, el abandono de Messi del Barça, aunque para muchos puede resultar un lenitivo para dejar de pensar en lo malo que nos ocurre, ocupa más espacio que cualquier entrevista con algún hombre ejemplar y bueno, alguna mujer heroica que nos inspire o algún científico que, como la del director científico del laboratorio Moderna, el sr Tal Zaks, advierte que pese a la aplicación de la vacuna que están impulsando contra la Covid 19, que ya es 20, algunas personas seguirían enfermando...
Sigues avanzando por el periódico y te enfrentas a la división tremenda entre votantes, algunos tremendos también, en EEUU y te planteas si para frenar a alguien como Trump no tenía nada mejor que Biden el otro lado de la baraja… Y sigues leyendo el periódico para confirmar que Hispanoamérica está retrocediendo en su propio desarrollo otra vez por culpa del Sars Cov 2. Y así, hasta que llegas a la noticia de que hay estudios que prueban que en los barrios pobres del mundo y de España los contagios por coronavirus y otras enfermedades están muy por encima del porcentaje de contagios de zonas residenciales y de mayor capacidad adquisitiva… Y por ese camino, ni los que tienen menos ni los que tienen más iremos a ningún lado, y llegaremos al final a enfermar casi todos...

image.png
Paraisópolis, uno de los barrios más pobres de Sao Paulo

El resto del camino por cualquier periódico y casi cualquier medio de comunicación nos lleva a un suceso tras otro, el morbo y la sangre venden, y a noticias que ocupan tanto espacio como un golpe de estado pero que cuentan cosas como que hay empresas que recolectan hielo de los icebergs para venderle a sus clientes que con él se pueden hacer los mejores cubatas del mundo, entre otras estupideces, mientras la estructura económica de la mitad del planeta se ve amenazada por el coronavirus y la suma de ingresados en hospitales y de muertos en sus respectivos porcentajes covid sigue aumentando…

Respecto al incendio de verdad en Andalucía, en la provincia de Huelva, ya que los fuegos de pueblos como Moclinejo, Almuñécar o el fuego de esas zonas playeras y hoteleras de la Costa del Sol, en Estepona, son ya incendios superados, el de los alrededores de Almonaster La Real, en la hermosísima sierra de Aracena y Picos de Aroche, la sierra de Huelva, se mantiene la angustia en quienes de manera denodada luchan contra él.

image.png
Avioneta contra incendio en la nube de humo y fuego

El gran incendio de Olivargas (Almonaster La Real, Huelva, Andalucía) ha escapado a día de hoy todos los perímetros que intentaban limitarlo. Ya no sólo afecta a la sierra sino a la comarca de El Andévalo, otra de las seis comarcas onubenses. Ha obligado ya a evacuar pedanías y pueblos como Cueva de la Mora, La Zarza, Monte Blanco; El Villar, Mina Concepción (Almonaster), El Pozuelo, Traslasierra (El Campillo); El Buitrón (Zalamea) o Los Pinos (Valverde). Ese monstruo devastador angustia a las 2500 personas que ya han sido desplazadas, algunas de las cuales han perdido casas y enseres y animales, a muchos de los cuales, como si fueran de la familia, habían puesto nombre…

(c) Domi del Postigo / www.domidelpostigo.es